Vivir en “Pico del Pañuelo”

Estándar

Hoy me he propuesto “patear” la calle y hablar con los vecinos de PdP.
Descubro que sí existe un pequeño parque infantil en la parte oeste de la urbanización. Me comenta una vecina que la puerta de acceso debe estar cerrada a las 22h y que lleva varios días abierta por la noche. En esa misma zona existe un espacio ajardinado con bancos donde compruebo lo que me decía esta vecina: hay restos del “botellón”.

101_9890101_9904

Siguiendo con los espacios públicos, encuentro en mi paseo, un arbolado que se integra muy adecuadamente con la arquitectura. Unos árboles de copa redondeada, más bien pequeños y con flores amarillas, que no invaden la vía pública ni el edificio, su tamaño se adecua al ancho de calle, ofrecen sombra en la acera y sintonizan con este color amarillo tan característico de la colonia. Por el contrario el mayor espacio peatonal de Pico del Pañuelo, el situado entre las calles Domingo Pérez del Val y Voluntarios Macabebes, parece invadido por unos árboles de gran tamaño que no dejan ver los edificios y convierten el espacio en un lugar oscuro y sólo de tránsito momentáneo.

101_9907101_9909

Otra vecina me comenta que los bajos comerciales, que ahora están cerrados, y en algunos casos en mal estado de conservación, estaban ocupados hace años por pequeños comercios de barrio. Ahora las tiendas se concentran en las avenidas colindantes y en las grandes superficies.

101_9908101_9888

Las costumbres cambian, la gente que habita los edificios también, y los nuevos desarrollos culturales/urbanísticos promueven nuevos usos. Al parecer hace años la gente se sentaba “a la fresca” en las aceras como en los pueblos. Ahora la inmigración ha traído otro tipo de comercios: locutorios, peluquerías y restaurantes con alguna especialidad internacional y se oye música caribeña en los patios. Los vecinos me hablan muy favorablemente de Matadero y Madrid Río: lugares de esparcimiento, ocio y cultura, que tienen tan cerca de sus casas. Si bien yo no llego a percibir en las calles de Pico del Pañuelo, quizás sea pronto, la influencia positiva que puede tener en la vida interna del barrio.
Me encuentro con otro vecino que acaba de poner a la venta su vivienda en PdP, se le ha quedado pequeña la casa y se va a vivir a un pueblo. Me habla de las posibles aguas subterráneas existentes en el Paseo de la Chopera y que pueden estar provocando problemas de humedad en los edificios. Me cuenta cómo fue la construcción del vial subterráneo de la M30 que existe en esa misma zona.

101_9897

Me llama la atención la forma que tiene la gente de colgar la ropa y la variación de tipos de carpinterías existentes, en colores, materiales y formas. Todos los bloques tienen patio interior, y aun así se cuelga la ropa en las fachadas principales.

101_9894101_9887

He terminado mi paseo en el Palacio de Cristal de Arganzuela, un antiguo edificio de estructura metálica que alberga actualmente un invernadero con cuatro microclimas. Leo que era la Nave de Patatas del Matadero y que en el año 1992 se reconvirtió en jardín botánico. Un oasis en el a veces duro asfalto madrileño.

101_9917101_9924

Sonia González San José

 

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s