Al Aire de la Colonia

Estándar

006593_015Colección Santos Yubero, 1955. Archivo Regional Comunidad de Madrid.

Permanece en mi recuerdo ese olor acre, denso como la grasa, intenso según la dirección que tomara el viento en esos momentos en que la caldera entraba en funcionamiento, y profundo que penetraba hasta los sitios más recónditos de nuestros cuerpos y nuestras casas. Algunos días se hacia tan insoportable que no apetecía ni respirar. El olor estaba cargado de reminiscencias animales, se reconocía el alcance de su influencia por la densidad del humo negro que exhalaba la chimenea del matadero a escasos cincuenta metros de distancia de la colonia. Esto ocurría a consecuencia de quemar los restos de  eviscerar a los animales de distintas especies que se mataban en el recinto. Esto aconteció hasta 1980 en que se trasladó la actividad.

Marisol, vecina de la colonia PdP.

Los comentarios están cerrados.